Consejos para antes de salir a navegar al mar de forma segura

El sector náutico en estos dos últimos años está en ascenso con más de 12.000 nuevas embarcaciones. Si a esta cifra le sumamos el sector de barcos de segunda mano la cifra de nuevos patrones que quieren disfrutar del mar, ya sea en moto de agua o en barco, crece exponencialmente

Las dos titulaciones náuticas de recreo más demandadas son: la Licencia de Navegación (L.N) y el Patrón de Embarcación de Recreo (P.E.R). La eslora más vendida es hasta 6 m, con más de la mitad de las matriculaciones. Por lo tanto, muchos puntos que trataremos a continuación, ya os serán familiares y os servirán de recordatorio de la preparación que tuvisteis para conseguir vuestra titulación náutica.

Tanto si sois unos marineros expertos, como si estáis iniciándoos en la navegación es importante tomar estas medidas de seguridad a la hora de haceros a la mar. A continuación, os vamos a detallar una por una aquellas normas de seguridad necesarias y/o obligatorias para poder salir a navegar con todas las garantías, entre ellas veremos aquellas que se dan por hecho o que son de lógica y otras que son de obligado cumplimiento por normativa. También veremos otras normas o reglas de navegación a tener en cuenta durante la navegación.

Consejos antes de hacerse a la mar

Aquí os dejamos los puntos que para nosotros son muy importantes revisar y tener en cuenta antes de hacerse uno a la mar.

Comprobar el estado de la embarcación

Comprobación del buen funcionamiento de la embarcación: Equipo de radio, motor (aceite, agua, combustible), luces… así como el buen estado del material obligatorio a llevar en el barco, pasamos a enumerar lo básico en cuanto a seguridad (chalecos, botiquín, pirotecnia…), os dejamos un enlace a la DGMM con el material obligatorio. 

Respetar las características de la embarcación (nº de plazas, peso para la distribución y estabilidad del barco…)

Es imprescindible hacer una revisión previa antes de salir a navegar con nuestra embarcación, ya sea en nuestro punto de amarre o antes de botarla, desde nuestro remolque por rampa o grúa. Esto nos puede evitar un gran número de problemas.

Estanqueidad

Si lo hacemos por rampa o grúa, nos tenemos que asegurar que los tapones de drenaje están colocados. Cuando hacemos el proceso de endulce, después de navegar, se suelen abrir los tapones de drenaje para sacar el agua de la sentina de nuestro barco o moto de agua y en algunas ocasiones no recordamos ponerlos, esto será un problema si no montamos bomba de achique o por alguna causa sufre algún problema para su correcto funcionamiento.

Si nuestro barco está en un amarre, comprobaremos que no tenga agua en la sentina y en el compartimento del motor. Nunca lo pondremos en marcha si el nivel de agua es alto, para evitar una ingesta de agua de nuestro motor que causa daños importantísimos.

Grifo de fondo curvo

Otro punto a tener en cuenta es siempre comprobar el grifo de fondo de nuestra embarcación, ya que habitualmente lo solemos cerrar entre salida y salida. Pensad que el grifo, tiene la función de dejar entrar y salir el flujo de agua que utilizamos para enfriar el sistema de refrigeración principalmente, pero también para W.C, cocina y demás dispositivos que llevemos a bordo. 

Combustible

Todo lo que os podamos aconsejar en este punto no os vendrá mal, pero la experiencia nos dice que siempre que salgamos a navegar, el depósito combustible debe estar lleno, es una de las medidas de seguridad más importante para nosotros.

Otra regla que aconsejamos a nuestros futuros patrones en nuestros cursos, es el método de 1/3. Con esta regla, será la fracción de combustible que consumiremos a la ida, otro a la vuelta y otro para cualquier tipo de imprevisto en forma de reserva.

Para este punto os dejamos una tabla de consumos por motorización y revoluciones, que os puede dar una idea del consumo de vuestro barco. Para motos de agua mejor medir por millas, lógicamente dependerá de la motorización y sobre todo de lo que os guste apretar el gatillo, pero os aconsejamos desde 37 a 60 millas por depósito. Pensad que en los campeonatos de motos de agua, en su categoría de Raid (carreras de resistencia en mar abierto) entre repostaje y repostaje no puede haber más de 37 millas, hablamos de motos de agua de 300cv, con preparaciones de competición que elevan su potencia.

Sistema eléctrico

Actuales, Tensión, Energía, Elektrik, Electricista

Otro punto a tener en cuenta es el sistema eléctrico. Como sabréis para evitar consumos de batería indebidos por pequeñas fugas eléctricas, por problemas de conexión o deterioro de nuestro cableado, siempre desconectaremos nuestro sistema eléctrico, con el interruptor de desconexión, al cual también le podemos llamar machete. De esta forma protegeremos nuestra batería evitando que se descargue y no tengamos problema de arranque.

Pensad que un barco o moto de agua, que no nos arranque antes de salir a navegar, aunque lo pongamos en marcha con ayuda externa, es muy probable que nos suceda lo mismo cuando estemos navegando si nuestra batería no está en buenas condiciones y no se haya regenerado.

Poned vuestro motor en marcha antes de soltad el amarre y por supuesto antes de botar vuestra embarcación. Esta simple comprobación impedirá que nos quedemos sin gobierno una vez en el agua, con lo que eso conlleva: pedir ayuda con nuestro barco o darnos un baño para volver al remolque o amarre en nuestra moto de agua. Si tenéis un problema de batería baja, al motor le costará menos arrancar fuera del agua ya que tiene menos resistencia y si no tiene ningún otro problema se regenerará.

Motor

Las horas de navegación, las alertas que vaya dando nuestro barco, como las vamos conociendo, y como las podemos resolver, como por ejemplo: “chivatos” de nuestro tablero de mando, los pitidos del motor, las vibraciones extrañas…con el tiempo nos harán entender mejor el motor de nuestro barco o moto de agua.

Pero solo un consejo: si tenéis luz roja o pitido continuo, parad primero y luego investigáis, en la mayoría de las ocasiones suele ser grave y si seguimos con el motor en marcha agudizaremos el problema.

Hacer una revisión visual de la hélice, bocina, correas del motor, que el sistema de refrigeración funcione, que el nivel de aceite extrayendo la varilla sea el correcto (entre el máximo y minino), que el deposito de expansión donde podemos ver el liquido refrigerante este entre los niveles óptimos, si el nivel en frio no es correcto tenemos que revisar el circuito, pensad que es un circuito cerrado y el nivel no debe de variar mucho de navegación a navegación.

Estas precauciones nos pueden evitar un mal rato, pero sobre todo nos harán conocer el corazón de nuestro barco o moto de agua.

Comunicaciones

En este apartado vamos a ver que tipo de aparatos son necesarios para una perfecta comunicación. Es importarte que estén en perfectas condiciones de funcionamiento, no en balde será la única forma de ponernos en contacto con tierra u otras embarcaciones en una situación complicada y tenemos que comprobarlos previamente antes de salir a navegar. Pero como sabéis cada embarcación, según normativa tiene que montar unos aparatos u otros. Ahora os refrescamos la memoria.

Dependiendo de nuestra titulación, estamos limitados a no superar una distancia de la costa y esto se le llama, zona de navegación. Según las diferentes zonas de navegación para las titulaciones más demandadas (L.N, P.N.B y P.E.R) y los aparatos de comunicación que estáis obligados por normativa o que aconsejamos llevar a bordo son:

Licencia de Navegación L.N, (el antiguo titulín o autorización federativa). Esta titulación náutica no nos permite alejarnos más de dos millas de la costa. La zona de navegación sería: Zona 6.

En esta zona de navegación no se establece una obligatoriedad de llevar a bordo equipos de radio, pero nosotros os aconsejamos una radio VHF, fija o portátil, el teléfono móvil cargado y en una funda estanca.

En el caso de tener que hacer una llamada de socorro con la radio, os recordamos que la tenéis que hacer en el Canal 16 VHF. Canal de emergencia universal.

Recordar que la limitación de distancia a la costa de una moto de agua, la marca la capitanía marítima de la zona, que suele ser entre dos y tres millas.

En este tipo de embarcaciones no importa la titulación que tengáis, la distancia a la costa será la misma que os marque capitanía.

El teléfono móvil no es obligatorio, pero sí aconsejable para comunicarnos en la mar. Pero si es cierto que para usuarios de la moto de agua es más que aconsejable, por lo tanto siempre en funda estanca y más importante aún, siempre pegado a vosotros (en funda de brazo, colgado, dentro del chaleco…). No os servirá de nada y lo pasaréis mal, en el caso de que caigáis al agua a velocidad elevada, con la mar revuelta y tengáis que llegar a la moto de agua por vuestros medios (nunca navegáis en solitario), de poco os servirá si no podéis alcanzarla, para hacer una llamada de socorro.

Recordar el numero de salvamento marítimo es 900 202 202 y la otra opción es llamar al 112 (teléfono de emergencias). Es raro que no tengáis cobertura, si se respeta la distancia a la que podéis navegar.

Otra opción es descargaros la aplicación SafeTXR, tan aconsejable para usuarios de barco como de moto de agua, os ayudara en una posible situación complicada.

Patrón de Navegación Básica (P.N.B).  Esta titulación nos permite navegar hasta 5 millas de la costa, la zona de navegación que implica esta titulación es la Zona 5.

En este caso si estamos obligados a llevar a bordo un aparato de VHF fijo o portátil, que emita en banda marina y es preferible que tenga la opción de llamada selectiva digital.

Patrón de Embarcaciones de Recreo (P.E.R). Con esta titulación nuestro límite de navegación es de 12 millas de la costa y con la ampliación de PER, podremos realizar travesías interinsulares. La zona de navegación es la Zona 4. El uso de radio VHF es obligatorio y el equipo tiene que ser fijo (nunca portátil).

Comprobar los “papeles”

Si queremos navegar con tranquilidad, cumpliendo las normas de navegación y no ponernos nerviosos cuando veamos navegar cerca de nosotros al servicio marítimo de la Guardia Civil, debemos llevar toda nuestra documentación a bordo y en regla. A  continuación la repasamos con vosotros para evitar que tengamos que ir a visitar la capitanía marítima que corresponda:

Titulación náutica: nuestra titulación tiene que estar en vigor y tiene que ser la adecuada para la embarcación que vamos a patronear. 

Seguro de la embarcación: póliza del seguro de responsabilidad obligatoria en vigor con el justificante de pago.

Certificado de registro o permiso de navegación: este documento lo proporciona la capitanía marítima y acredita que nuestra embarcación se ha inscrito en el registro de matriculas, es lo que conocemos como lista, por ejemplo, la lista 7ª uso privado o recreo.

Certificado de inscripción: lo expide la capitanía marítima y es el documento que acredita la inscripción para embarcaciones de esloras iguales o inferior a 12 metros.

Certificado de navegabilidad: este documento es el que certifica que nuestra embarcación cumple con los parámetros exigidos por las autoridades inicialmente. Lo emiten las capitanías marítimas cuando se examina inicialmente la documentación y nos avisan de las fechas que tenemos que realizar las I.T.B (inspección técnica de barcos), menos las embarcaciones que tienen un marcado C.E que están exentas y consiguen su expedición de manera automática. Las embarcaciones que lleven esta placa, tienen que llevar a bordo, el manual del propietario de la embarcación y del motor y la declaración de conformidad.

Las I.T.B son cada 5 años como máximo, exceptuando las que están registradas en lista 7ª, que su eslora sea inferior a 6 metros y que en nuestro certificado de navegabilidad diga claramente que están exentas “sin caducidad”. Las motos de agua están exentas de la I.T.B.

Abanderamiento: como sabéis llevar el pabellón es obligatorio, cuando salgáis a navegar tenéis que llevarlo en su posición. El abanderamiento de una embarcación nos lo concede la administración marítima, autorizando a llevar el pabellón del país. Este es el que nos obliga a cumplir las normas que marque el país donde abanderamos el barco. 

DNI de los tripulantes: lógicamente nosotros tenemos que ir identificados como patrón de nuestra embarcación. Recordar que los títulos expedidos desde hace relativamente poco tiempo, tienen que ir acompañados de nuestro D.N.I, pero también las persona que nos acompañan a bordo tienen que estar identificadas, si así nos lo requiere la autoridad competente.

Matricula: la capitanía marítima donde registramos nuestra embarcación será la que marque nuestra provincia marítima, por ejemplo: MA para Málaga, CT para Cartagena, MO para Motril, estas siglas estarían colocadas en segundo lugar.

El primer número que encontramos será la lista (desde lista 1ª hasta la lista 9ª). En el caso de uso privado de recreo llevaremos la lista7ª, seguidamente el distrito marítimo, por ejemplo 4, después el folio (31), y por ultimo el año en que hemos matriculado el barco 2020 (si rematriculamos la embarcación quedará reflejado el año que este en curso)

Ejemplo de matrícula: 7ªMA43120

Placa de identificación de la embarcación: es como el pasaporte o el documento nacional de identidad del barco. Suele estar colocado en popa y nos da información del número de serie, peso máximo, marcado C.E, categoría, constructor, número máximo de personas a bordo etc.

Para acabar en este punto os aconsejamos, si tenéis posibilidad, que compulséis y plastifiquéis, es una tarea que nos puede causar alguna molestia cuando lo hagamos, pero os puede evitar muchas más si se deterioran o se nos humedecen y tenemos que pedir una copia.

Consultar la previsión meteorológica

Una de las normas básicas en la navegación que tenemos que tener marcada a fuego, es comprobar la previsión meteorológica antes de hacernos a la mar. No solo tenemos que prever como esta la mar a la hora de salir a navegar, tenemos que tener en cuenta como esta cuando nos toque regresar a puerto. En el caso de que podamos hacer un seguimiento de la previsión los días previos mucho mejor.

Los avisos meteorológicos, jamás nos los tomaremos en broma, los que habéis pasado por un mal rato en la mar, entendéis perfectamente los que queremos decir.

Os recomendamos estar siempre atentos a la previsión meteorológica de después del telediario de toda la vida, tengáis en cuenta diferentes páginas web (algunas con app incorporadas). Como por ejemplo la de la Agencia Estatal de Meteorología.

Y recordad que algo que nunca está de más, es preguntar al personal del puerto y ver su parte meteorológico en la capitanía del Puerto. Aun así, si no tenéis experiencia, si hay más de 20 nudos, mejor salir otro día.

Establecer la ruta y deja nota de ella

Una costumbre más arraigada en el norte de España que en el sur (aunque nunca esta de mas), es avisar, a la gente del puerto donde tenemos nuestro amarre, nuestra hora de salida y en la que tenemos previsto el regreso, numero de tripulantes, etc. Igualmente se avisa de nuestro regreso, si cambiamos de planes…, para evitar una preocupación indebida o una posible alerta de emergencia.

Siempre teniendo en cuenta la meteorología, puerto de destino, carta náutica, posibles fondeos… prepararemos una “hoja de ruta” que nos hará evitar posibles problemas que con esta planificación previa.

Descansar la noche anterior

Para toda actividad que necesite una atención especial, como la navegación, una premisa importante es descansar la noche anterior para que, cuando afrontemos el día con nuestros barcos, lo hagamos en las mejores condiciones posibles. Existen reglas de navegación, que cumpliéndolas nos harán evitar casi todos los problemas, pero ninguna normativa nos dice que el descanso de la noche anterior es fundamental para estar atentos a todos los imprevistos que nos podemos encontrar en la mar.

Tener al día las titulaciones

Titulación náutica

Como comentamos anteriormente en el apartado de comprobar “papeles”, nuestra titulación tiene que estar en vigor y tiene que ser la adecuada para la embarcación que vamos a patronear.  Está claro que siempre debemos de llevarla a bordo y en vigor, es decir que no se encuentre caducada. Os dejamos los diferentes títulos náuticos de recreo (con todos ellos se pueden pilotar motos de agua según la normativa actual) sus atribuciones y su caducidad:

TitulaciónLicencia de navegaciónPatrón Navegación BásicaPatrón de Embarcaciones de RecreoPatrón de Yate P.Y (necesario poseer P.E.R)  Capitán de Yate: C.Y (necesario poseer P. Y.  
Edad mínima18 años/ 16 con autorización de padres o tutores18 años/ 16 con autorización de padres o tutores18 años18 años18 años
Eslora máxima6 metros8 metros15 metros (con ampliación P.E.R. 24 metros)24 metros24 metros
Distancia de la costa2 millas5 millas12 millas (con ampliación P.E.R navegación interinsular y entre península y Baleares)  150 millasIlimitada
CaducidadNo necesita renovaciónRenovación cada 10 años, mayores de 70: 5 añosRenovación cada 10 años, mayores de 70: 5 añosRenovación cada 10 años, mayores de 70: 5 añosRenovación cada 10 años, mayores de 70: 5 años

Todos los artefactos flotantes o embarcaciones, con menos de 5 metros y una motorización que no supere los 14,5 CV y los barcos a vela de hasta 6 metros, están exentas de titulación náutica, siempre que cumplan las normas de seguridad.

Equipamiento obligatorio de seguridad

Las medidas de seguridad que tenemos que llevar a bordo según marca la normativa dependen de la zona de navegación que nos permita nuestro título. Os vamos a detallar el equipamiento obligatorio de seguridad para los títulos más demandados: Licencia de navegación (Zona 6), Patrón de Navegación Básica (Zona 5), Patrón de Embarcaciones de Recreo (Zona 4).

Licencia de Navegación (Zona6):

  • Chalecos salvavidas de 100 Newton de flotabilidad
  • Botiquín Nº4
  • Caña de timón de emergencia, para barcos de vela y embarcaciones con un solo motor (menos motores fuera borda)
  • Bengalas de mano: 3 unidades con luz roja.
  • Bocina para niebla manual, pero si la preferimos con aire comprimido, tenemos que llevar un repuesto
  • Cabo de amarre
  • Pabellón de España o del país donde tengamos la embarcación abanderada
  • Espejo helicoidal o de señales náutico.
  • Fondeo
  • Bichero
  • Remo para embarcaciones de 8 metros.
  • Kit de reparación de pinchazos e inflador (si la embarcación es neumática)
  • Extintor del tipo 21 B.
  • Balde de achique.
  • Bomba de achique manual. Se puede instalar automática

Patrón de Navegación Básica (Zona 5)

  • Chalecos salvavidas de 100 Newton de flotabilidad
  • Caña de timón de emergencia, para barcos de vela y embarcaciones con un solo motor (menos motores fuera borda)
  • Botiquín Nº4
  • Bengalas de mano: 3 unidades con luz roja.
  • Bocina para niebla manual, pero si la preferimos con aire comprimido, tenemos que llevar un repuesto
  • Cabos de amarre
  • Pabellón de España o del país donde tengamos la embarcación abanderada
  • Espejo helicoidal o de señales náutico.
  • Fondeo
  • Bichero
  • Remo para embarcaciones 8 metros.
  • Kit de reparación de pinchazos e inflador (si la embarcación es neumática)
  • Extintor del tipo 21 B.
  • Balde de achique
  • Bomba de achique manual. Se puede instalar autonómica

Patrón de Embarcaciones de Recreo (Zona 4)

  • Chalecos salvavidas de 150 Newton de flotabilidad
  • Un aro salvavidas con luz y rabiza.
  • Caña de timón de emergencia, para barcos de vela y embarcaciones con un solo motor (menos motores fuera borda)
  • Botiquín Nº4
  • Bengalas de mano 6 unidades con luz roja.
  • 1 señal fumígena flotante de color naranja
  • Cohetes con luz roja y paracaídas
  • Un compás de gobierno
  • Prismáticos.
  • Cartas náuticas y libros náuticos (Código internacional de señales, derroteros, primeros auxilios, faros)
  • Linterna estanca (pilas y bombilla repuesto)
  • Código de señales (si se montan aparatos de radiocomunicaciones)
  • Reflector radar (embarcaciones no metalizas)
  • Bocina para niebla manual, pero si la preferimos con aire comprimido, tenemos que llevar un repuesto
  • Cabos de amarre
  • Pabellón de España o del país donde tengamos la embarcación abanderada
  • Espejo helicoidal o de señales náutico.
  • Fondeo
  • Bichero
  • Remo, para embarcaciones 8 metros.
  • Kit de reparación de pinchazos e inflador (si la embarcación es neumática)
  • Extintor del tipo 21 B
  • Balde de achique con una capacidad de 7 litros.
  • Bomba de achique manual. Se puede instalar autonómica
  • Equipo de radio VHF de ondas métricas

Otros consejos

Como continuación del último consejo en cuanto a preparación de material para salir a navegar es muy importante que durante la navegación las personas a bordo estén hidratas, usen protección solar. Tanto si navega solo como si no es importante transmitir siempre una actitud calmada y responsable, eso hará que, en el caso de llevar tripulación y/o invitados a bordo, se sientan confiadas y tranquilas.

Durante la navegación es importante mantener una constante vigilancia visual tanto a su alrededor como al radar para evitar abordajes en la mar.

Hoy en día y cada vez más usuarios con titulación, pero sin barco hacen uso de las embarcaciones de recreo en alquiler con o sin patrón para disfrutar con amigos/as, familia… es en este último caso, alquiler sin patrón, en el que es importante si queremos darnos un baño en alguna cala/playa o en alta mar siempre quede alguien a bordo, pues un golpe de mar puede alejarnos de nuestra embarcación.

Aunque si seguimos los consejos/pautas anteriormente dados no tendríamos que tener ningún problema durante la navegación, se sabe que la meteorología es muy cambiante por lo que, si el tiempo cambiara a malo, es vital que todos los que estén a bordo se pongan los chalecos salvavidas, aunque es aconsejable que los mantengan puestos durante toda la travesía desde el momento de embarcarse.

Se mantendrán en el control de mando o cubierta las personas mínimas imprescindibles poniéndose a cubierto y sentadas el resto de personas. Luego, preparamos la embarcación retirando todos aquellos objetos sueltos evitando así, en un momento dado, por ejemplo: que nos sacuda una ola, puedan golpearnos, hacernos tropezar…cerraremos escotillas, tambuchos y ajustamos la velocidad y rumbo dependiendo de la situación.

Checklist resumen

Para finalizar os dejamos un checklist de comprobaciones antes de salir a navegar. Puede ser buena idea tenerlo impreso y plastificado para estar siempre con nosotros y poder revisar de forma precisa cada punto y ver que todo está correcto y listo para que podamos salir a disfrutar de la mar.

  • Predicción meteorológica 
  • Equipo de navegación y gobierno (compás, corredera, timón) 
  • Combustible para el viaje y reserva 
  • Equipos de comunicaciones (VHF-LSD)  
  • Equipo de propulsión (aceite, niveles, refrigeración, bocina, filtros, bujías) 
  • Estanqueidad y sistemas de achique (válvulas de fondo, sentinas, inodoros, fregaderos, portillos, escotillas) 
  • Estado de las baterías (nivel, carga, corrosiones, cargador, conexiones)  
  • Estado tomas de corriente (estanqueidad, terminales)  
  • Luces de navegación (estanqueidad, bombillas, casquillos) 
  • Linternas y pilas de repuesto 
  • Chalecos salvavidas para cada tripulante (en su caso, talla para niños) (comprobar: silbato, tiras, cintas reflectantes, nombre embarcación)  
  • Estado del equipo de seguridad (balsas, bengalas, señales fumígenas, espejo de señales, aros)  
  • Sistema contra incendios. Extintor. 
  • Agua potable (en los tanques)  
  • Plan de navegación (entregarlo/comunicarlo al Club Náutico)  
  • Documentación del barco 
  • Anclas y cabos (estiba, corrosiones, freno, molinete)  

Es conveniente tener a bordo: 

  • Herramientas, repuestos
  • Ropas de abrigo/impermeables 
  • Botiquín, pastillas contra el mareo
  • Navajas, aparejos de pesca